Martes, 31 Octubre 2017

Oficinas. Espacios de trabajo confortables @CriteriaArq

A raíz de la realización de las oficinas de Quality Espresso, queremos hablar de la evolución de los lugares de trabajo para conseguir unos espacios de mayor bienestar y productividad

CONCEPCIÓN DE LOS ESPACIOS DE TRABAJO

El concepto de la oficina ha empezado a cambiar y la arquitectura evoluciona para satisfacer las demandas de los edificios de oficinas. Las oficinas tradicionales, el espacio físico de trabajo está cambiando, porque está cambiando la manera de trabajar en ellos. Las oficinas se han convertido en espacios visitables por los clientes, donde se transmiten los valores de la marca.

La imagen de aquellas oficinas con filas infinitas de mesas y oficinistas jerarquizados junto con unos despachos de directivos en un nivel superior está desapareciendo para favorecer la interrelación entre todo el personal y el intercambio de ideas. Aunque es una transición paulatina, la concepción actual en el interiorismo de oficinas es crear espacios donde se trabaja y convive más allá de ser meros lugares donde se desarrolla un oficio. Por tanto, esta evolución no sólo afecta a la forma (muebles de oficina, iluminación, materiales, concepción del espacio, equipamientos, color, tecnología…), sino al fondo creando espacios donde se apuesta por el trabajo en equipo, se fomenta la comunicación y la creatividad y donde la funcionalidad es la clave para trabajar más y mejor en el entorno más apacible posible. Cada vez es más  flexible según sea su funcionalidad y productividad, y también según su tecnología e instalaciones. Se busca trabajar en un ambiente cómodo, flexible y tecnológico, fomentar la conciliación laboral y adaptar los lugares de trabajo.

Antes era habitual ver mesas independientes donde cada empleado hacía su trabajo. Desde hace años se opta por las mesas colaborativas donde varios empleados ejercen su labor desde la misma mesa. El resultado es un espacio más optimizado que favorece la comunicación entre empleados.

Con el nuevo concepto de trabajo los espacios se abren, los puestos son flexibles y adaptables, no existe un lugar específico asignado para cada trabajador, no es necesario que haya una mesa para cada uno ya que se puede trabajar desde casas, la oficina es un lugar de encuentro. Se crea, por tanto, una oficina sin barreras, ni físicas ni culturales, que favorece el trabajo colaborativo y la interacción entre los distintos departamentos. En este tipo de nuevas oficinas priman, por tanto, las zonas comunes frente a los espacios privativos.

Un entorno único de trabajo gracias al amplio espacio y los elementos decorativos que hacen de la oficina un lugar más agradable.

EL COLOR Y LAS OFICINAS

El color y el espíritu de las oficinas de hace décadas no salía de la gama de negros, grises y blancos, mientras que en la actualidad el color, la alegría y el confort se han instalado consiguiendo espacios donde da gusto trabajar. Aparecen los colores representativos de la marca en cualquier lugar, en detalles, en paredes, en mobiliario.

El color es capaz de generar todo tipo de emociones, siendo fuente de motivación, favorece la productividad y crea espacios armónicos que estimulen la creatividad.

En la actualidad, hay un cóctel de tonalidades donde los “básicos” (blanco, negro y gris) actúan como base para destellos poderosos en verde, amarillo, rojo, naranja y otros muchos tonos. El color activa las emociones, vitales para dar lo mejor de nosotros mismos como profesionales. Pero los colores también deben cuidarse para que no resulten estridentes y afecten a la calidad del trabajo. La paleta de colores es muy amplia, por ello, la mejor decisión es apostar por  combinar colores neutros que no perturben la atención con toques de color que activen nuestra energía y potencien nuestro ingenio.

 

EL MOBILIARIO Y LAS OFICINAS

El mobiliario de trabajo ergonómico es una constante con muestras sorprendentes de funcionalidad y diseño. Y junto con el mobiliario, los materiales. El cristal y el metal se combinan creando mesas de oficina vanguardistas, además del uso de madera con aplicaciones modernas y divertidas en diversidad de tonalidades. Desde hace años se opta por las mesas colaborativas donde varios empleados ejercen su labor desde la misma mesa. Se consigue un espacio más optimizado que favorece la comunicación entre empleados.

Una decoración de oficinas modernas y despachos singulares que aporta la sensación de bienestar y que trabaja indudablemente desde la perspectiva de la tecnología más vanguardista.

En estas nuevas oficinas no hay puestos fijos, se trabaja en equipo. Cada trabajador se puede colocar donde quiera en función de la tarea que le corresponda.

Un espacio y mobiliario diseñados a partir de materiales que buscan la máxima luminosidad y transparencia entre los diferentes espacios, además de una imagen sobria y contemporánea que refleja los valores de la entidad.

DISTRIBUCIÓN DE LOS ESPACIOS DE LAS OFICINAS

Como ya hemos dicho, la distribución de los espacios se flexibiliza y se abre a nuevas actividades y las oficinas se hacen visitables. Hagamos un recorrido por estos espacios. Desde recepción podemos encontrar detalles de vegetación, luz natural, fragancia personalizada, colores corporativos para que el cliente identifique la marca de la empresa.

En el acceso, vestíbulo y área de clientes, encontramos una diversidad y flexibilidad de tipologías. Aparecen salas de reuniones para clientes. Hay salas abiertas y de diferentes tamaños que se cierran con cortinas vidrios o tabiques móviles para adaptarlas a las necesidades del momento y también hay salas tecnológicas.

El office además de ser el lugar para tomar el café, la comida o ver la televisión en momentos de desconexión, también es un lugar de reunión informal con vistas y diseño.

Las zonas de trabajo se desarrollan en tres ambientes. Se agrupan zonas de reuniones de trabajadores. Se crean pequeñas salas de reuniones entremedio para reuniones puntuales. Y luego, se crean unas salas individuales para trabajos de concentración o donde acudir con el móvil para hablar por teléfono y no molestar.

La zona de trabajo de diseño es un espacio más informal.

CERTIFICACIÓN WELL EN OFICINAS

En esta nueva arquitectura corporativa priman los criterios sostenibles a la hora de proyectar garantizando un ahorro de energía, agua, mejora de calidad, pero sobretodo, cambiando la mentalidad: los edificios son para las personas. A raíz de estos criterios de diseño nace la certificación WELL.

Con esta certificación se consiguen espacios de trabajo donde aumenta la productividad y el espacio genera un impacto positivo en el rendimiento de la empresa y mejora la calidad de vida de sus ocupantes.

La certificación WELL es un modelo interdisciplinar de diseño, construcción y operación que permite la integración de mejoras en el bienestar y la salud de las personas  a través del espacio construido, con siete puntos que cumplir: aire, iluminación, agua, alimentación, mente, deporte y confort, dando protagonismo a los usuarios de las oficinas.

Su objetivo es generar hábitos saludables, mejorar la nutrición, confort y bienestar de los trabajadores, maximizando a su vez su productividad y calidad de vida. Integrar elementos de vegetación natural y espacios verdes, los cuales mejoran y añaden valor al ambiente de trabajo.

Alrededor del 92% de los costos de un edificio de oficinas durante 30 años se derivan del personal, por lo que la implementación de estrategias de bienestar genera un gran impacto en la productividad de los ocupantes del edificio, asegurando un retorno de inversión en el más grande e importante de la compañía, la gente.

Podemos hablar de las nuevas oficinas a través de los siete capítulos de la certificación WELL.

CONCLUSIÓN

En líneas generales, ha cambiado todo: el mobiliario, la iluminación, los materiales, la concepción del espacio, el colorido… Ambientes diáfanos, luminosos y ordenados han sustituido a aquellas oficinas atiborradas y desordenadas para conseguir un empleado contento y saludable que se traducirá en mayor productividad.

Y es que las oficinas cálidas con objetos de diseño, sostenibles y con elementos naturales se asemejan a un hogar. Últimas tendencias para crear espacios y ambientes agradables que fomenten la atracción y retención del talento, el bienestar de los empleados y la creatividad. De hecho, según los últimos datos este tipo de oficinas pueden incrementar la productividad hasta un 30% y la satisfacción de los empleados en más de un 76%.

En definitiva: la preocupación por el interiorismo, por la estética y por el bienestar ha llegado, por fin, al mundo laboral y a la oficina de hoy.

www.criteriabcn.com

Artículos Relacionados

InfinityInner

Cron Job Starts